Teléfono: 79304344

Usuario Registrado

Publicaciones reciente

 

- Tratamientos Corporales

- Tratamientos Anti Edad

- Control de Peso

- Nutrición Clínica

Tipos de alimentos para una persona hipertensa

Llevar una alimentación adecuada desempeña un papel importante en el desarrollo de la hipertensión. Por ello, dentro de una dieta para la hipertensión adecuada, habría que evitar comidas demasiado saladas, no consumir grandes cantidades de alcohol y sobre todo dar lugar al sobrepeso, siendo estos los pilares básicos para poder prevenir y evitar niveles elevados de tensión arterial.

 

Alimentos saludables para la hipertensión.

 

Coma alimentos que sean naturalmente bajos en grasa, como granos integrales, frutas y verduras.

 

Lea las etiquetas de los alimentos y preste atención especial al nivel de grasa saturada.

 

Evite o reduzca los alimentos que sean ricos en grasa saturada (más de 20% de la grasa total se considera alto). Comer demasiada grasa saturada es uno de los mayores factores de riesgo para la cardiopatía. Los alimentos ricos en este tipo de grasa incluyen: las yemas del huevo, los quesos duros, la leche entera, la crema de leche, el helado, la mantequilla y las carnes grasosas (y porciones grandes de carnes).

 

Escoja alimentos de proteína magra, como soja (soya), pescado, pollo sin piel, carne muy magra y productos lácteos descremados o al 1%.

 

Busque las palabras "hidrogenados" o "parcialmente hidrogenados" en las etiquetas de los alimentos. NO coma alimentos con estos ingredientes, ya que vienen cargados con grasas saturadas y grasas trans.

 

Limite la cantidad de alimentos procesados y fritos que consume.

 

Reduzca la cantidad de productos horneados preparados comercialmente (tales como roscas, galletas dulces y saladas) que consume, ya que pueden contener muchas grasas saturadas o grasas trans.

 

Preste atención a cómo se preparan los alimentos. Las maneras saludables de cocinar pescado, pollo y carnes magras son asar a la

 

parrilla, a las brasas, hervir y hornear. Evite agregar aderezos o salsas ricos en grasa.

 

Otras sugerencias incluyen como:

 

Nueces:

 

Este alimento es alto en niveles de omega 3 y fitoesteroles, los cuales son ingredientes que benefician a tu corazón.

 

Lácteos:

 

El consumo de lácteos bajos en grasa ha demostrado ser beneficioso para la reducción de la presión alta. Esto es especialmente cierto en el caso del yogur bajo en grasa y la leche. Los niveles de calcio y enzimas digestivas son buenas para tu corazón además de la digestión.

 

Semillas de lino:

 

Comer este tipo de semillas hace que se reduzca el nivel tanto de tu presión sistólica, cuando el corazón se contrae, como diastólica, cuando el corazón se relaja. Si consumes las semillas de lino por 6 meses, verás cambios en tus niveles de tensión arterial gracias a los niveles de ácido alfa linolénico, péptidos y fibra.

 

Chocolate oscuro:

 

Aunque parezca raro, la cocoa o chocolate amargo son ricos en flavonoides, los cuales han demostrado ser beneficiosos para la reducción en presión sistólica y diastólica para aquellos con hipertensión. Los polifenoles de la cocoa hacen que los vasos sanguíneos se agranden y por ende dejen pasar la sangre más fácilmente.

 

Aceite de oliva:

 

Este tipo de aceite es rico en polifenol por lo que afecta la presión arterial para bien para aquellos con niveles altos. Es sobre todo recomendado para mujeres jóvenes.

 

Remolacha:

 

El jugo de remolacha puede parecer algo raro, pero está comprobado científicamente que ayuda a reducir los niveles de tensión arterial. Este vegetal es bueno para la presión arterial sistólica ya que tiene nitratos que ayudan a relajar los vasos sanguíneos.

 

Granada:

 

El jugo de granada o simplemente consumir esta fruta a manejar y reducir la hipertensión. Tomar jugo de granada todos los días por unas semanas hará que tu tensión arterial sistólica y diastólica baje. Aunque no es claro porque, los científicos dicen que puede ser su nivel de potasio o polifenoles.

 

Pescado:

 

En especial el pescado graso, como el salmón, es bueno para reducir la tensión arterial y manejar el peso, además de muchísimos otros beneficios. Comer pescados grasos al menos tres veces a la semana puede reducir significativamente la hipertensión por su contenido de omega 3.

 

Granos enteros:

 

Estudios han concluido que el comer granos enteros afecta la tensión arterial. Una dieta alta en este tipo de granos ayuda a manejar los niveles de colesterol y el peso además de reducir los niveles de presión arterial.

 

Si sufres de tensión arterial alta, o varias personas en tu familia sufren de esta condición, es importante que cuides a tu corazón y tu salud general pues el riesgo es más alto. Consume estos alimentos y verás que poco a poco tu presión arterial se verá reducida.

 

Cuidado con la sal

La sal de mesa es una combinación química de cloro y sodio. Es el sodio el responsable de la subida de tensión en la sangre. También está relacionado con la retención de líquidos en los tejidos del cuerpo aumentando los valores de la presión arterial.

 

Aunque es un alimento indispensable para seguir una dieta equilibrada, es verdad que las necesidades diarias de sodio en nuestro organismo para una persona adulta son dos gramos diarios (cantidad equivalente a una cucharadita de té), según los expertos de la Sociedad Española de Hipertensión. Es importante tener en cuenta que el sodio que consumimos no proviene solamente de la sal de las comidas, sino que está en muchos preparados alimenticios como:

 

  • Embutidos y carnes curadas.

 

  • Conservas.

 

  • Alimentos precocinados, como pizzas o congelados.

 

  • Pan.

 

Cuidado con los fármacos de sodio

 

Las personas que tengan restringido el consumo de sodio también deben saber que algunos fármacos tienen un alto contenido de este elemento, especialmente aquéllos con una presentación efervescente.

 

¿Cómo debe ser una dieta para hipertensos?

 

Debe ser una dieta equilibrada. Aprovecha la gran variedad de alimentos disponibles en la dieta mediterránea. Te va a permitir elaborar un menú variado, apetecible y saludable. La mejor opción siempre son alimentos frescos y de temporada.

 

Siempre que sea posible, come en casa, elaborar tu propia comida te asegurará que los alimentos son los adecuados para tu dieta.

 

La dieta para hipertensos tiene que ser rica en frutas y verduras, legumbres, pescado, aceite y alimentos que contengan poca grasa. Han de evitarse las comidas copiosas. Comer 5 veces al día cantidades más pequeñas, te ayudará a controlar el apetito, acelera el metabolismo y beneficia las digestiones.

 

Por supuesto ha de reducirse o eliminarse la ingesta de sal. El sodio es vital y debe estar presente en muchos procesos metabólicos, pero cuando los niveles de sodio en sangre son anormalmente altos pueden desencadenar hipertensión. Los alimentos frescos tienen una concentración de sal mucho más baja que los elaborados o precocinados, por lo que siempre se deben de comer alimentos frescos.

Clinica Feminin Avenida Las Américas 7-62 zona 3 Torre Pradera Xela Oficina 507, Quetzaltenango Todos los derechos reservados 2,017